Follow by Email

domingo, 26 de febrero de 2017

Suna a las veintiuna



Suna en el muro era como Claudette Colbert con la sábana de separar su cama de la de Clark Gable en "Sucedió una noche". ¡La muralla de Jericó!  De ahí su mirada alerta, tan prolijamente explicada por Ortega en su libro de caza. Mirar es la menos musculosa de las operaciones, pero este mirar de Suna no es un mirar cualquiera. Es un mirar con atención, que es quien da puntería a la mirada. La atención consiste en no fijarse en lo ya presumido, sino precisamente en no presumir nada y evitar la desatención. Para denominarla el filósofo tiene una palabra magnífica que conserva todo su sabor de vivacidad y de inminencia: alerta. Suna es la mirada alerta. La mirada del turista resbala. Pero Suna, al imitar el alerta perpetuo del animal, para quien todo es peligro, ve todo y ve cada cosa funcionando como riesgo o amparo. Por donde una vez pasamos, allí perduramos.