Follow by Email

martes, 22 de junio de 2010

Au revoire, la Grandeur

Ayuntamiento de París, el jueves 17 de junio,
horas antes del gol de Chicharrito a Lloris



Francisco Javier Gómez Izquierdo


Antes que la solvente clasificación del Uruguay, llama la atención el batacazo de Francia, cuya grandeur quiere mantener el Ayuntamiento parisino enseñando imágenes de los héroes de no hace tanto. Mi tierno infante, que estuvo la semana pasada por las orillas del Sena, retrató el Ayuntamiento sin saber que, temiéndose lo peor, el Ayuntamiento enseñaba el retrato del otro Zinedine. El que hizo posible que un argelino naciera francés. Mi tierno infante no tiene ni zorra idea de quien fue De Gaulle, pero la foto viene a cuento en un día como hoy. Mi tierno infante, que es de inglés, no admite que gente que en vez de decir 94 dice cuatro veintes y catorce pueda ser grande y puede que tenga razón. ¡Qué final para el taimado Henry! ¡¡Cuánto se ha devaluado Ribéry!! ¡¡¡Qué pesadilla para Gourcuff (uno de mis jugadores favoritos para este Mundial)!!!. En cuanto a Anelka, aplíquese el inmutable principio de los porqueros de los Pedroches: el que nace lechón muere cochino.

Óscar Washington Tabárez estuvo hace más de 10 años aprendiendo a entrenar en un Oviedo que tenía en sus filas a Onopko, Dubovsky, Dely Valdés, el Tito Pompei... y casi lo baja a 2ª, empeñado en poner a su coleguita Buljubasich de portero "por ser alto", en vez de a un veinteañero Esteban. Se ve que ha aprendido y todos estamos de acuerdo en que ha sido la mejor selección del grupo. Forlán está fino, y Luis Suárez, si se quita la ansiedad, puede dar mucho que hablar. Muy bien Lugano. Carácter, técnica y uruguayismo.

México... pscht.... aceptable. Defienden regulín y atacan regulán. Giovanni parece más de lo que es. Salcido es más de lo que parece. Y Chicharrito no está claro si parece o es. De momento no pasa de pillastre. Para mí, los mejores junto a Salcido son Guardado y Barrera, pero juegan poco... y de Suráfrica lo más llamativo son la vuvuzelas...

En el Grupo B sólo estaba Argentina y la Fortuna está poniendo una alfombra albiceleste a Maradona, que es a un traje como el agua al aceite en una sartén. Acaba de marcar un gol Demichelis, el central al que vengo augurando una pifia de campeonato, pero ya pueden apostar ustedes que será elegido el mejor defensa del planeta. Todo por llevarme la contraria.

Grecia ya no nos va a castigar más con ese fútbol infumable y los futbolistas nigerianos son incapaces de aprender orden y disciplina.

Corea, la menos mala de las tres y la de mayor capacidad de sufrimiento, pasa a octavos con la intención de dar un susto a Uruguay. Los asiáticos lo tienen difícil, pero los veo capaces de llegar a cuartos. Hace ocho años llegaron a semifinales echándosela a penaltys con Casillas...


Maradona, 20 años después, dispuesto a superar a aquella Argentina Gorositera
(Dezzotti, Troglio, Basualdo, Néstor Lorenzo, Serrizuela...)