Follow by Email

domingo, 19 de enero de 2014

Por San Antón en Gamonal

 El alcalde, cofrade el año pasado

 La Casa

 A temprana hora

El reparto


Francisco Javier Gómez Izquierdo


Está escrito que el rey Alfonso VI allá por el siglo XI quiso levantar en el pueblo de Gamonal una iglesia catedral que fuera madre de todas las iglesias de Castilla, pero no pareciendo del todo bien al rey que la catedral estuviera fuera de la ciudad de Burgos, se conformó con una iglesia que a los tres siglos fue derribada para construir la actual Real y Antigua de Gamonal. Los peregrinos a Santiago pasaban y pasan ante el austero y elegante templo de lo que fue pueblo hasta los años 50 del siglo XX y que desde esta semana es conocido de todos como el barrio de Gamonal. Mejor, el populoso barrio de Gamonal.

        Cuando mozos, nos alegrábamos mucho en enero porque desde el día San Antón hasta las Candelas había mucho ambiente en Gamonal. Por San Antón, la Cofradía del mismo nombre y como viene haciendo desde nada menos que el año 1502, guisaba unas perolas de titos para dar de comer al peregrino y a los pobres del pueblo. Nuestras madres nos mandaban con cazuelas para que lleváramos a casa una legumbre que a mí me gustaba verde por conocerla sembrada en mi pueblo de la Demanda. Al poco llegaban las Candelas con sus casetas de feria y su baile por el que creo había que pagar muy poquitas pesetas para entrar.

       Con el tumulto de la semana, las Candelas se han suspendido, pero los titos de San Antón siguen siendo sagrados. Hace más de treinta años que no estaba en este día 17 de enero en la casa de los padres y es por lo que no he querido faltar al guisoteo y reparto.

     Entre los cofrades de San Antón, los hay muy ilustres: Sus Santidades de Roma, Su Majestad don Juan Carlos, su hijo Felipe.. lo que demuestra la importancia que dan a sus cosas los gamonaleros y lo bien que eligen las amistades. Me acerqué muy temprano por la casa de la Cofradía y me conocieron los jóvenes de Gamonal que lo siguen siendo desde los 70. Me invitaron a moscatel y me enseñaron fotos poniendo la capa a los últimos Papas en el mismo Vaticano.

    -Es el primer año que no va a venir el alcalde. Sería una provocación.
    
El alcalde no fue... y los antisistema, tampoco. Todos lo agradecieron.