Follow by Email

martes, 26 de mayo de 2015

Comunicar


Hughes
Abc

La Sexta ganó con claridad a TVE en la noche electoral (16% frente a 8%). No puede sorprender. Ferreras y compañía, gusten o no, hacen programas vivos que marcan la conversación digital. La garra de La Sexta recuerda al 2004. Tengo amigos que cada diez años son movilizados por Ferreras. Es cíclico y he aprendido a comprender sus razones –quien odia su tiempo se hace daño a sí mismo, dijo alguien–. Me vengaré llamando «Los bolivarianos» al grupo de whatsapp. Siendo Podemos tan antiguos como el hilo negro, consigue La Sexta parecer más moderna que La1, que acabó el viernes arañando minutos para Cifuentes con Graciano Palomo de exégeta. Creo que en TVE piensan que despeinando a Sergio Martín ya conectan. No comunica esta derecha, se dice, como si hubiera algo digno de ser comunicado. «Mad Men» también iba de eso. Draper llega al anuncio de CocaCola tras un proceso de culpabilidad, despojamiento y catarsis. El hombre de los 50, criado en los 30, hizo un «on the road» y acabó en una comuna hippy. Vivió su tiempo, purgó sus errores y se abrazó al otro. Todo para llegar a una idea que comunicar. Cuando Rajoy dice «Tenemos que comunicar más» resulta revelador porque empieza a tratar al verbo como si fuera intransitivo. Podría decir «convencer», pero dice comunicar. ¿Comunicar exactamente qué? Añade así otro verbo a la lista de infinitivos electorales, con la inevitable impersonalización, pues el infinitivo no distingue persona o número... salvo en gallego ¡Rajoy nos está hablando en gallego! La intransitividad de «comunicar» es un lapsus rajoyita genial.