Follow by Email

domingo, 29 de enero de 2012

Lo peor está por llegar


José García Domínguez

Libertad Digital

Es una superstición pareja a la que rigió en la Europa medieval. Entonces, cuando estallaba alguna epidemia de peste bubónica, se quemaba a los judíos en una hoguera municipal. Profilaxis de choque que siempre resultó muy popular. Y ahora, tras irrumpir una crisis financiera, se corre a incinerar la demanda interna en nombre de la sacrosanta austeridad. Una práctica, la de dejar reducido a cenizas el mercado nacional, que igual goza de enorme predicamento entre la afición. De ahí que el Foro de Davos, esa gran metáfora de La montaña mágica, haya aplaudido lo que Nouriel Roubini, la Casandra oficial del siglo XXI, ha descrito como “un accidente de tren a cámara lenta”.

Seguir leyendo: Click