Follow by Email

jueves, 28 de noviembre de 2019

Panorama tras la última batalla

San Melquíades, papa


Francisco Javier Gómez Izquierdo

      La emoción en la fase de grupos de la Champions ha resultado un invitado sorpresa en los cuatro de la segunda jornada donde sólo el Barça tiene asegurado su pase a octavos. Inimaginable en septiembre la situación en el grupo E donde el Liverpool se dejó comer la tostada en Anfield por un Nápoles que llegó con sus jugadores castigados como reclutas y que puede caer definitivamente en Salzburgo ante un equipo al que se le da bien hacer goles. Haland los cuela hasta lesionado por lo que creo que el mocetón está bendecido y a pesar de que todos queremos que pasen los de Klopp y Mané, el enfrentamiento final promete primeros planos en la redes. Uno de los dos acompañará al Nápoles del señor Aurelio de Laurentis, de los De Laurentis cineros de toda la vida, que en vez de proceder como su antecesor Conrado Ferlaíno con los botes del “meao” de Maradona ha crujido a la plantilla con unas multas de no te menees por su negativa a concentrarse tras el empate en San Paolo, precisamente contra el Salzburgo del coco Haland al que el presidente napolitano estima en muy poco por parecerle deshonroso no doblegarlo con facilidad.
     
En el grupo del Barça me ha gustado mucho el Slavia, pero el segundo será el Inter o el Borussia. Lo curioso es que si Messi no hace huelga en Milán va a pasar el Borussia, el peor equipo, a mi parecer, del grupo. ¿Qué se hizo de aquél avispero enloquecedor del Westfalenstadion? ¿Y de Hummels, el que fuera el central más elegante de Europa?¿Y Sancho, por qué es reserva?
    
En el minuto 90 ganaba el Benfica 0-2 en Leipzig y el resultado daba opciones a los cuatro equipos del grupo G para clasificarse para octavos, pero Forsberg marcó en el 90 y el 96 para mantener a los alemanes al frente de una clasificación en la que no me extrañaría ver a tres de los cuatro, Leipzig, Lyon y Zenit  empatado a 10 puntos tras el último partido de diciembre. Ha resultado ser el grupo más emocionante y un servidor va a estar pendiente el día 10 de los trabajos de éstos gladiadores que carecen de pedigrí aristocrático pero que prometen duelos en los que uno se suele diviertir lo suyo.
     
Queda el grupo del Valencia, Ajax y Chelsea que también se las trae. Si el Valencia ganase en Amsterdam se clasifica seguro, pero aunque a veces la defensa parece “abilordá” el Ajax es bastante mejor equipo que un Valencia que debió ganar ayer ante una defensa que carece de firmeza para aspirar a ganar la Copa de Europa. La vorágine que se vivió en la segunda parte fue tan tremenda que no sabría decir quién mereció más la victoria, pero lo cierto es que Rodrigo en el penúltimo minuto lo tuvo fácil, fácil, fácil, para marcar . Mucho más fácil incluso que Parejo, al que vi como agobiado segundos antes de fallar el penalty, mientras Kepa ensimismado en su concentración no hacía el mínimo caso a un colegiado pesadísimo que le repetía la t con la e, te. Lo lógico es que pasen Ajax y Chelsea, pero habrá que ver cómo.

      Bien, al final vamos a pasar dos horas más que interesantes, el día de San Melquíades, 10 de diciembre. Mucho más llamativas que las del día 11.