Follow by Email

sábado, 1 de mayo de 2021

Los muertos y las muertas. Aurora Redondo



AURORA REDONDO
1900-1996

Aurora Redondo nació el primero de Enero, con el siglo XX. Carlos Arniches, padrino de su boda –acontecimiento que obligó a cortar la circulación en la calle de Alcalá– sería luego su autor preferente. Y los Quintero, y Benavente... “Los nervios me son muy necesarios para actuar, ya que me borran cualquier otra cosa. Como tengo artritis, me duelen mucho los pies, pero cuando salgo a escena se me pasa. En cambio, cuando hago mutis, me vuelve el dolor. No me importaría morir en el escenario.” López Sancho la recordaba de una escena de cine mudo, Santa Isabel de Ceres, de Sobrado de Ónega, en que Aurora Redondo, que hacía de mujer de la vida, interpretaba una tórrida escena de amor con un joven de Astorga, Eduardo Monteserín, ante cuya timidez ella exclamaba: “¡Aprieta, hombre, aprieta!” Lo cual hizo de él un héroe sexual. De ella, una diosa.

IGNACIO RUIZ QUINTANO
(Del libro Serán ceniza, mas tendrá sentido / Ediciones Luca de Tena, 2006)