Follow by Email

domingo, 23 de noviembre de 2014

Los muertos y las muertas. Dámaso Alonso



DÁMASO ALONSO
1898-1990

Dámaso Alonso –“Madrid es una ciudad de más de un millón de cadáveres (según las últimas estadísticas”)– tuvo la obsesión de Dios. “Si me quieres llevar, llévame entero. Pronto / para partir estoy; pero nunca me dejes / huérfano de color, acá torpe en las salas / de las tres dimensiones...” Al final de los días se hacía bajar a su biblioteca, se iba derecho al estante de Hijos de la ira, sacaba el libro y se lo ponía al corazón. “Y paso largas horas preguntándole a Dios, preguntándole por qué se pudre lentamente mi alma...” Murió el mismo día que Ava Gardner, “el animal más bello del mundo”. Suya La Victoria nueva: “Ésta es la nueva escultura. / Pedestal, la tierra dura. / Ámbito, los cielos frágiles. / El viento, la forma pura. / Y el sueño, los paños ágiles.”
IGNACIO RUIZ QUINTANO
(Del libro Serán ceniza, mas tendrá sentido / Ediciones Luca de Tena, 2006)