Follow by Email

sábado, 18 de julio de 2020

¡Numancia, sálvate!

El artista oscense


Francisco Javier Gómez Izquierdo
    
 Si a usted hace un año le dicen que en la última jornada de Liga de Segunda habrá un Deportivo-Fuenlabrada que decidirá el descenso de uno a 2ªB y la clasificación del otro para el play off de ascenso a Primera usted habría apostado por el descenso del Fuenlabrada. Usted, yo... y todo Cristo, pero lo bonito de la Segunda es esa tremenda igualdad que da a la competición la emoción que está vedada en Primera. Calidad no sobra, pero emoción a patadas y patadones.
      
Ayer, penúltima jornada, aclaró más de lo que un servidor creía la zona de arriba, donde como recordarán nunca vi seguro al Zaragoza a pesar del convencimiento de la crítica poniéndolo de pareja de ascenso junto al Cádiz. El equipo de Víctor Fernández va a poder jugar el play off porque al Rayo le hizo ayer la faena el VAR mandando repetir un penalty porque el portero rayista estaba un centímetro por delante de la línea de portería y no valió su paradón y además  el Fuenlabrada se puso farruco y desplazó al Elche de mi Pacheta al milagro de las escasas posibilidades de la última jornada. A uno, que es de pueblo, como la opción de los paisanos del Mirandés se diluyó por desfallecimiento físico y mental de los protagonistas rojillos -¡harto bien lo han hecho!- le alegraría ver el extraordinario sobresalto que supondría el Fuenlabrada en Primera. Si Sandoval, un héroe en Córdoba, consigue el ascenso con David Prieto, Oriol Riera, el Chico Flores, el Caye Quintana... cualquier explicación de semejante fenómeno tendría que carecer de sentido común.
     
El Almería va también de invitado a la fiesta del play off. De su imprevisible comportamiento da idea el arrebato de su estrella Darwin Núñez que la emprendió a cabezazos y manotazos al final del partido contra los jugadores de la Ponferradina, frustrado el uruguayo y eufóricos los bercianos por alcanzar el éxito de la permanencia. ¡¡Qué grande Yuri!!
     
Al principio de esta temporada tan extraña, los dos mejores equipos me parecieron el Gerona y el Huesca. El Gerona seguirá de favorito, pero en los play off sin público y con el VAR danzando, cualquier cosa puede pasar. El Huesca tiene buenos peloteros. Unos cuantos expertos: Pulido, Ferreiro, Mosquera, Juan Carlos, Luisinho, Mikel Rico.. que vale por tres; y arriba cuenta con calidad y talento: Okazaki, que ayer firmó una obra de arte para ser registrada en la enciclopedia del fútbol, ese Cristo castillista o ese Rafa Mir, delantero grandote, joven de aspecto antiguo que no se va a apear de la máxima categoría. ¡Ah, y nuestro Rooney, el zurdo Javi Galán que no se sabe si es extremo o lateral izquierdo! Decisivos estos últimos, porque así lo ha creído siempre Míchel Sánchez, entrenador de aspecto y comportamientos sensatos. Le miras y te fías de él.
     
Es una pena, pero todo mi interés anoche estaba depositado en la derrota del Huesca ante el Numancia, equipo muy querido como ustedes ya saben y que con ¡¡50 puntos!! podría descender. Okazaki y Rafa Mir se empeñaron en solucionar la papeleta del ascenso definitivamente y la verdad es que vapulearon a mis paisanos haciendo sufrir a sus centrales Adrián Castellanos y Bernardo Cruz, dos almanzores cordobeses que tendrán que librar la batalla definitiva ante un Tenerife siempre protagonista en los finales de liga. ¿Pues no perdió anoche ante el Lugo, al que ya se daba por descendido?
El Albacete juega en Cádiz y el Cádiz, que ascendió hace dos jornadas perdiendo en el Carranza, no parece darle ya importancia a las derrotas y el Lugo recibe a un Mirandés que tiene todo hecho y no necesita más. Una prima por ganar pondría sustancia al partido, pero esta Liga es tan rara que no acepta invitaciones a familiares.
      
En fin, que pintan bastos para Numancia y Deportivo. ¡¡¡Pelendones!!!, a ganar a los guanches... y a rezar a San Saturio.