Follow by Email

lunes, 3 de agosto de 2020

Cerebro aislado



Xavi, ex cerebro de España


Ignacio Ruiz Quintano
Abc


    Xavi, ex cerebro de España, se encuentra aislado en Catar por “la Coviz” china, aunque no se la pueda llamar así para no incurrir en confuciofobia. La gripe del 18, que era americana, se llama “gripe española”, pero a la peste del 20, que es china, hay que llamarla “la Coviz”, que rima con “Madriz”, “la ciudad más libre de España”, al decir de su alcalde, el “Abogao del Estao”, concepto, el de mayor o menor libertad, que haría estallar al cerebro de Santayana, único filósofo moderno que hemos dado.
    
El cerebro humano tiene, solía decir William James, una organización como de pelos de punta. Su vida es terriblemente experimental. Depende peligrosamente de las oscilaciones  duna aguja viviente, la imaginación, que nunca apunta al verdadero norte.
    
¡Pelos de punta! ¿Y si los poligoneros que motejaban “Pelopolla” al ex cerebro de España fueran lectores de William James, es decir, empiristas radicales?
    
Hay libros –intenta explicarnos Santayana– en los que las notas a pie de página o los comentarios garabateados en el margen por la mano de algún lector son más interesantes que el texto. El mundo es uno de esos libros.
    
Y el mundo incluye el fútbol, y el fútbol, a Xavi, ex cerebro de España.
    
Cuatro condiciones, dice nuestro Juan de Dios Huarte, el auténtico fundador de la Psicofísica (¡en 1575!), ha de tener el cerebro para que haga cómodamente obras de entendimiento y prudencia (¡otra cosa no es el tiquitaca!): buena constitución; que sus partes estén bien unidas; que el calor no exceda a la frialdad, ni la humedad a la sequedad; y que la substancia sea sutil y muy delicada.
    
Para Galeno, el doctor Simón de los antiguos, si deseamos inferir la buena configuración del cerebro hemos de considerar la forma de la cabeza, la cual sería tal cual conviene si tuviera la de una bola de cera redonda y achatada suavemente por los lados, quedando de esta manera la frente y el colodrillo con un poco de giba, de donde se sigue que el hombre de frente muy llana y colodrillo remachado no tiene el cerebro con la configuración requerida por el ingenio y la capacidad. Ténganlo en cuenta los presidentes cada vez que contratan un cerebro para sus equipos.
    
El de Catar será un Mundial histórico –declara Xavi, ex cerebro de España, en su aislamiento por “la Coviz”–. Este país lo tiene todo. Los progresos son tremendos: estadios, hoteles, carreteras, restaurantes... Catar está creciendo. ¡Hasta el tráfico ha mejorado! Mi objetivo es ganar la Champions con el Al Sadd.
    
En la estantería de cerebros españoles (todos hechos en Cataluña, como los motores Jj Cobas), Xavi es el sucesor de Guardiola, cuyo objetivo es ganar la Champions con el Manchester City, locura cervantina donde las haya, dado que su destino es eliminar al tipo del Visitante Nocturno, Zidane, campeón de la Liga de “la Coviz”, que la tenía perdida,  y seguro ganador de la Champions de “la Coviz”, donde volverá a brillar el futbolista más listo desde Cruyff: Bale.
    
En lo futbolístico, Guardiola no es tonto: sabe que se enfrenta a una fuerza paranormal, y su único recuso es el conjuro, que revela “un resto de magia en un espíritu ardiente que a veces muestra vislumbres caliginosas de orientalidad”, como decían los clásicos en estos casos. Cree que con un conjuro, con unas cuantas voces ungidas, va a neutralizar al Visitante Nocturno.

    –Creo que el Zidane jugador fue ¡buah!
    
¿Y el Zidane entrenador?
    
El Zidane entrenador es muy bueno para el fútbol. Hace muy buen fútbol en los buenos y en los malos momentos.
    
O sea, un ¡buah! matizado. ¿Qué va a decir? Técnicamente, el equipo mejor trabajado es el Liverpool de Klopp, “el rival más duro que he enfrentado, con diferencia” (“domina todos los registros; si te dejas dominar, te encierra en el área y no sales; cuando tú les dominas, corren al espacio como nadie; son muy rápidos yendo hacia atrás; son muy fuertes en la estrategia; los jugadores tienen una gran fuerza mental; es el rival que más me ha hecho darle vueltas a cómo ganarle”), pero a Klopp lo eliminó Simeone con Marcos Llorente en plan Frank Rijkaard milanés, que ojalá el viernes que viene estuviera enfrente Klopp y no el Consentido del Visitante Nocturno, contra quien todo está perdido. ¡Y sin cerebro!




SUBE KUBO, BAJA BALE

En la plaza del mercado, sube Kubo y baja Bale: 30 x 28 millones de euros a las puertas de la mayor crisis económica que hayamos conocido. ¿De veras que Bale cuesta menos que lo que se lleva en un año? ¡Malos tiempos para los de Letras! Si nadie podía entrar a la Academia de Platón sin geometría, nadie puede echar un ojo sobre un periódico deportivo sin dominar los índices bursátiles o las diferencias entre tasa intertrimestral no anualizada tasa intertrimestral anualizada. Esto debe de ser lo que Kant, el filósofo que no se sintió capacitado para sentarse a escribir hasta los sesenta años (¡como nuestros politólogos!), denominó “la revolución copernicana”, que se produjo cuando los intermediarios aprendieron que el corazón tiene razones que la razón no entiende, una observación de Pascal que en la frutería de mi barrio atribuyen en un cartel a Ortega y Gasset.