Follow by Email

domingo, 14 de febrero de 2010

Y LOS MOCITOS VOCEANDO POR LAS CALLES: "¡A LOS TOROS! ¡A LOS TOROS!"


MARKETING Y GLAMOUR es el lema taurino de Salvador Boix, "escriptor de crítica taurina i tauromàquia i apoderat del torero de culte José Tomàs. És intèrpret de mandolina i flauta travessera i ha tocat en diversos grups de música tradicional, entre els quals destaquen Lisboa Zentral Café i la mítica Orquestra Sant Martirià" racocatalá.com



José Ramón Márquez

Marketing y glamour, marketing y glamour. Ésa es la clave, según el flautista. ¿Cómo nadie se dio cuenta antes? Propaganda. Como enseñaba Vladimir Ilich, subido en su trenecito, a toda mecha por la estepa, proclamando su verdad. Si no te anuncias, no existes. Propaganda. Y los que saben de eso, a lo suyo, que lo mismo te venden basurilla que oro puro, desde el marido de Samantha en Hechizada, cuando éramos niños, hasta McCann o Walter Thompson en nuestros días. Negocio moderno que ya va llegando, lentamente, a los toros.

El toque de atención fue el Petreobús que recorrió este tiempo atrás la capital azteca para animar el cotarro a favor del Tláloc de Galapagar. Ahora, para animar la Feria de Invierno de Vista Alegre, autobuses de dos pisos y spots de televisión. El tiempo del cartel de Ruano Llopis parece que toca a su fin. Sin embargo, siempre hay castizos. En el diario El Mundo, que dicen ellos que es el diario más moderno y más internet, abogan por poner a unos chiquillos, chavales dicen ellos, en la boca del metro repartiendo pasquines y voceando “¡A los toros! ¡A los toros!” Como cuando voceaban “¡Madrid, diario de la noche!” Pasquines como esos que repartían antes para anunciar las películas, pasquines como los que los cineros, Garci o Querejeta, arrojaban para enardecer a las masas proletarias animándolas para derrocar a Franco en Embajadores o en Goya.
Pasquines repartidos por chavales, pide el diario más moderno en la era de internet.